La heterogeneidad de la comarca que nos ocupa, se pone de ampliamente de manifiesto al efectuar una descripción de las tierras que abarca. Bajo la denominación de el Baix Maestral se encuentran por un lado la llanura ribereña al mar de Vinaros y Benicarló prolongada, una vez salvada la Sierra de Irla, por la ribera de Torreblanca.

Entre estos dos espacios se abre la mencionada Sierra de Irla, espinazo montañoso que se extiende entre el promontorio rocoso de Peñiscola y Alcocebre que se precipita a veces bruscamente sobre las aguas transformándose en altos acantilados, o en caletas (Cala Mundina) o bien, en inclinadas plataformas (Pia del Pebut)

Entre la Sierra de Irta y la de las Atalayas se extiende un valle dando lugar a los núcleos de Alcalá de Chivert y Santa Magdalena de Pulpis.

Por otra parte, en el extremo septentrional de la comarca en el limite con el Principado, se abre una zona de profundos barrancos que trazan surcos entre altos riscos para unirse al río de la Cenia constituyendo la zona montañosa correspondiente a la Tinença de Benifassa donde nos encontramos las Sierras de las Alabardas, Encanadé y San Cristobal.

Por último las estribaciones del Maestrazgo, una vez pasados los montes de Vallibona, cuña de tierras morelianas y la superficie áspera de Chert, dan lugar al ancho valle de San Mateo y Salsadella.

Así pues el Baix Maestral marca la transición entre el Alto Maestrazgo y el típico litoral levantino, Ias serranías bajan desde el interior cada vez más aisladas, manteniendo la dirección SW-NE y sólo llegan a la costa en el extremo sur de la comarca (Sierra de Irla, 572 m.); perpendiculares a ellas y a la linea de costa, discurren los ríos de la comarca, más numerosos y largos en la zona del norte que en la del sur.

Las cotas superiores a los 1.000 m. se concentran en el norte de la comarca, en la Sierra de San Cristobal y alrededores de la Tinença de Benifassa, disminuyendo progresivamente su altitud al acercarse a la costa; el siguiente escalón (cotas superiores a 500 m.) mantiene una dirección sensiblemente paralela a ésta (y a la linea de costa) a la altura de las poblaciones de Chert y Rosell, por la muela de Peñablanca. Desde aquí, y hasta el mar, como ya hemos dicho la pendiente desciende suavemente, con las salvedades ya mencionadas de las sierras costeras del sur (Valdancha, Atalayas de Alcalá y Sierra de Irla) hasta confundirse con las llanuras de Vinaros y Benicarló.

En correspondencia con la topografía del interior de la comarca, se observa en el litoral de el Baix Maestral dos zonas bien diferenciadas.

En la situada al norte de Peñíscola donde comienza la costa del Azahar predominan las costas bajas, a excepción del sur de Benicarló, ya sean de grava o de arena; entre las primeras destacan las de la desembocadura del Cenia y de Benicarló, entre las de arena las situadas al norte de Peñíscola.

Desde la punta de Peñiscola hasta Alcocéber dominan las costas altas y escarpadas, con pequeñas golas y ensenadas disminuyendo su potencia a la altura de Alcocéber, donde hay dos buenas playas de arena e importantes dunas (Punta del Cargador).

En consonancia, con la heterogenidad geográfica, la comarca se ve influenciada por rasgos climáticos muy diferenciados, pudiendo apreciarse una progresiva extremidad hacia el interior, que contrasta con el clima mediterráneo propio del litoral. El medio climático más adverso lo padece la citada subcomarca de la Tinença de Benifassa.

Los ríos de el Baix Maestral tienen una trayectoria perpendicular a la costa siendo muy impetuosos e irregulares; los más importantes de norte a sur son el Cenia que nace en las umbrías de Benifasar, bordea sus faldas y gira bruscamente al sur tras el embalse de Ulldecona, desde donde camina hasta su desembocadura sirviendo de frontera con Tarragona. Su caudal es de 1,25 m3/seg. El Servol nace en las solanas de Benifasar y sigue un recorrido paralelo al anterior, desembocando en Vinaros. El caudal de este río es de 0,43 m3/seg. Por último los ríos Seco de Benicarló y San Miguel, desembocan respectivamente en Benicarló y al norte de Torreblanca, siendo más cortos que los anteriores.